¿Puede el diseño de tu oficina ayudarte a ser más productivo y reducir el estrés?

¿Puede el diseño de tu oficina ayudarte a ser más productivo y reducir el estrés?

Un estudio de la Universidad de Arizona revela que los trabajadores de oficinas abiertas se sienten menos estresados y son más activos que aquellos que trabajan en cubículos. Luego de monitorear a 213 trabajadores de oficina se encontró que aquellos que no tenían divisiones entre escritorios realizaban 32% más actividad física en comparación a las personas que tenían oficinas propias y un 20% más que los colaboradores en cubículos.

No obstante, el estudio también señala que parte de estos movimientos podrían deberse al hecho de querer colaborar o la búsqueda de privacidad para conversar. Pueden realizarse varias lecturas, lo cierto es que el estudio determinó que las personas que trabajan en oficinas abiertas tenían 14% menos estrés que aquellos que trabajan en oficinas cerradas.

En tanto un estudio de la Universidad de Harvard publicado en julio sostiene un argumento en contra de las oficinas abiertas. Este estudio observó cómo los empleados de dos empresas de la lista Fortune 500 interactuaban antes y después de cambiar a una oficina abierta. Las interacciones cara a cara cayeron en un 70% y los correos electrónicos y mensajes de texto se dispararon en un 50%.

 

“En una revisión interna y confidencial de la administración, los ejecutivos de la compañía nos reportaron que la productividad, definida por las métricas usadas por su sistema interno de administración del desempeño, había caído después del rediseño que eliminó los límites espaciales”, dijo el autor del estudio.

 

Por cada estudio que argumenta que deberíamos volver a los cubículos, parece haber otro que lo contradice. Mientras tanto las oficinas abiertas siguen siendo una tendencia a lo largo y ancho de los Estados Unidos. En 2015, The New York Times reportó que el 70% de los lugares de trabajo en dicho país cuentan con ellas. A pesar que surjan más pros y contras de las oficinas abiertas, ofrecer opciones podría ser el camino más seguro al éxito.

CASO WEWORK

Un estudio realizado por la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA) acerca de WeWork, compañía que ofrece espacios de trabajo únicos a profesionales y empresas de todo tamaño que impactan positivamente al fomentar la interacción, el networking y la formación de comunidades profesionales en aspectos como crecimiento, rentabilidad, ambiente laboral y permanencia determinó que el modelo que ofrece WeWork puede ser la mejor alternativa al unificar ambos modelos.

Según Devin Vermeulen, director creativo de WeWork, la compañía divide sus oficinas en “espacios de energía”: espacio compartido es aquel en el que la gente puede conversar abiertamente. Un espacio de escritorio es más silencioso, pero permite tener interacción cara a cara. Y los espacios individuales, como escondites o cabinas telefónicas creadas para tener privacidad. Es un modelo que tiene un amplio atractivo. En 2017 WeWork duplicó sus membresías.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *